martes, 23 de octubre de 2007

Rajoy causa estupor al restar importancia al cambio climático, confundiendo climatología con meteorología

IS-Euskadi Como en el concurso programado por Antena 3, podríamos decir que el Sr. Rajoy sabe menos que un niño de primaria. Ayer, ante el estupor de los oyentes y de toda la comunidad científica española y extranjera, afirmó tomando como fuente a "mi primo" (sic) que el cambio climático es una patraña y que no hay porqué temer. Esta opinión es inaceptable e inaceptada ya por el conjunto de la comunidad científica. Véase el Nobel de la Paz a Al Gore y a los científicos de la ONU miembros del IPCC (Panel de Investigación contra el Cambio Climático en sus siglas en inglés). Los pocos que mantienen la misma tésis que Rajoy son "científicos" mercenarios a sueldo de las grandes corporaciones transnacionales, lo que da la medida de la talla de estadista de nuestro insigne lider de la oposición. Aunque estos asalariados de la ciencia impostada al menos pretenden mostrar razones científicas para convencernos de que los polos no se están derritiendo, etc., como si los hechos no mostraran lo contrario. Sin embargo, el lider del PP, parte de un error de primero como es confundir climatología y meteorología. "¿Cómo vamos a poder predecir lo que ocurrirá dentro de 300 años sino no podemos asegurar el tiempo que hará mañana?". La respuesta a esta patraña, rezumante de ignorancia, se resume en la aclaración que la Fundéu que publica el "Manual del español urgente" de la agencia EFE da a esta duda que genera habituales confusiones entre los periodistas más novatos: "La Fundéu precisa que el término climatología hace referencia a la ciencia que estudia los climas y su uso es incorrecto con el significado de meteorología, que es la ciencia que trata de la atmósfera y de los meteoros. En ocasiones, los términos climatologí­a y climatológico se emplean incorrectamente como sinónimos de meteorologí­a y meteorológico, sin tenerse en cuenta que el clima, y sus palabras derivadas, hace referencia a las condiciones meteorológicas habituales en un lugar dado. El Diccionario de la Lengua Española de la Real Academia indica que climatologí­a significa «tratado del clima» o «conjunto de las condiciones propias de un determinado clima», y el Diccionario de uso del español de América y España Vox explica que climatologí­a es «la ciencia que estudia el clima, sus variedades y sus cambios y las causas de estos», o también «las condiciones atmosféricas propias de un determinado clima».Por su parte, el Vocabulario de términos meteorológicos y ciencias afines del Instituto nacional de Meteorología señala que «clima» es el «conjunto fluctuante de las condiciones atmosféricas, caracterizado por los estados y las evoluciones del tiempo en un dominio espacial determinado», mientras que climatología es la «ciencia que estudia los climas (causas, variaciones, distribución, tipos, etc), y climatológico es lo «perteneciente o relativo a la climatologí­a» o «perteneciente o relativo a las condiciones propias de cada clima».Puede así­ hablarse de un clima atlántico o mediterráneo en un lugar o zona geográfica, caracterizados por unas circunstancias meteorológicas diarias -lluvia o sol-, cuya repetición configura aquel, pero no cabe decir que un día hubo determinadas circunstancias climatológicas; pues un lugar, salvo grandes y radicales cambios, siempre tiene el mismo clima -atlántico o mediterráneo, lluvioso o seco-.En consecuencia, se reitera que el término climatologí­a, o ciencia que estudia los climas, nunca debe usarse como sinónimo de meteorologí­a ni de clima, ni tampoco usar climatológico como sinónimo de meteorológico" Vamos que el tiempo de pasado mañana y su predicción no son al ciem por ciento científica, pero desde luego el estudio de los cambios climatológicos de los últimos decenios y su proyección en los próximos, junto con la constatación de la realidad (disminución del grosor en los polos, apertura de la ruta del noroeste incluso en invierno, etc., etc) permiten asegurar de manera científica que el planeta se va al garete y que es urgente remediarlo. Señor Rajoy, es usted un hombre desactualizado, ¡si hasta Bush y sus petrodólares aceptan ya que esto es así!. ¡Qué miedo nos da usted!

2 comentarios:

Simon dijo...

De primaria no, yo soy de secundaria pero creo sinceramente estar bastante más informado que el señor Rajoy. Me he leído el libro de Al Gore "Una verdad incómoda" y me parece espeluznante que alguien con tanta proyección e importancia pública pueda frivolizar así de este tema.
Vaya chapa que he metido...
Jeje
Aio

Peio Xiberotarra dijo...

Confundir tiempo atmosférico con clima es como confundir un enorme vertido de fuel pesado que destrozó ecológicamente todo el atlántico y parte del atlántico gallego y portugués con unos hilillos de plastilina.
Qué se puede esperar de alguien así. Todos tenemos pasado y el de Marianico es vergonzoso en lo que ha medio ambiente se refiere.